Yuli Dueñas

Hoy quiero darles gracias a cada miembro de la salud, por cuidar de cada una de las personas que llegan a sus bendecidas manos. Que Dios siga iluminando esa labor tan noble de ser salvadores de vidas. Y deseo de todo corazón que Dios los proteja de todo mal y peligro.